Pasar al contenido principal

Se encuentra usted aquí

Noticias

“Todas las profesiones van a tener que adaptarse a la Inteligencia Artificial”

18/05/2017 11:40
Read in

El español Darío Gil dirige un equipo de 1.500 investigadores a la busca de avances científicos aplicables al negocio de IBM. Watson, el sistema de inteligencia artificial de la compañía, y su aplicación a la lucha contra el cáncer son solo el primer paso.

0
Votar
0 Comentarios

cibbva-dario-gil

Nacido en Murcia en 1975 -aunque se considera madrileño-, Darío Gil es vicepresidente de Ciencia y Tecnología en IBM Research y uno de los grandes expertos mundiales en Inteligencia Artificial.

Residente desde hace casi veinte años en Estados Unidos, cuando se marchó para estudiar en el MIT, Gil impartió una charla en la madrileña sede de la Fundación Telefónica, en la que dejó clara su visión optimista sobre el impacto de la Inteligencia Artificial. Frente a las visiones apocalípticas, o simplemente sombrías, de los que creen que las máquinas inteligentes pueden llegar a suponer un grave problema laboral y en consecuencia social, Gil defiende unos robots que trabajen de forma colaborativa con los humanos, completando aquellos aspectos en los que estos flaquean.

Frente a las visiones apocalípticas, o simplemente sombrías, de los que creen que las máquinas inteligentes pueden llegar a suponer un grave problema laboral y en consecuencia social, Gil defiende unos robots que trabajen de forma colaborativa con los humanos, completando aquellos aspectos en los que estos flaquean.

Las máquinas no pueden poner la intuición, la experiencia, el sentido común, los valores… en ningún trabajo, pero sí pueden aportar las matemáticas, la potencia de cálculo y la búsqueda de información a niveles inalcanzables para el ser humano.

“El ejemplo más claro de estos sistemas colaborativos se da en la medicina”, explica el ejecutivo de IBM, donde el volumen de información al alcance de los médicos es inabarcable, de tal forma que siempre algo queda fuera de su radar. Gil lo ilustra con un caso de colaboración de Watson, el sistema de inteligencia artificial de IBM, con un equipo de expertos oncólogos estadounidenses.

En este vídeo del programa de televisión estadounidense 60 minutes, Norman Sharpless, uno de los médicos participantes, explica cómo ayuda en la lucha contra el cáncer la Inteligencia Artificial.

“La pregunta es”, dice Gil, “qué decisiones tomaríamos si tuviésemos la información que nos van a dar sistemas como Watson”. Se trata, en consecuencia, de complementar la labor humana, no de sustituirla, y de mejorarla, pues “los errores médicos son la segunda causa de fallecimiento en Estados Unidos”, asegura.

Los tratamientos médicos son el ejemplo al que más recurre Gil, pero “nadie va a poder ignorar la importancia del hecho de que las máquinas aprendan por sí solas. Va a tener un enorme impacto, y todas las profesiones van a tener que adaptarse a una nueva realidad”.

¿Y qué le parece la idea, que empieza a circular en círculos políticos, de implantar un impuesto a los robots para paliar su impacto en la pérdida de empleos? “Todo lo que sea plantear alternativas y debates sobre la sociedad del futuro me parece positivo, pero en este momento ese tipo de medidas son actualmente innecesarias. Es una idea que llega antes de tiempo”.

Su discurso ‘tecno-optimista’ no impide que Gil admita que la Inteligencia Artificial tiene una vertiente “opaca, de caja negra. Debemos ser más transparentes con los datos que se utilizan, con quién entrena los sistemas de inteligencia artificial.

Nos fijamos mucho en los algoritmos, pero deberíamos estar más atentos a los datos. Si los datos son incorrectos, o se introducen en el sistema con alguna intención espuria, todas las conclusiones serán erróneas. Pasa lo mismo con un niño: si le damos mala información, aprenderá mal. La diferencia es que con las máquinas podemos rectificar rápidamente”

 

Más información: 

¿De verdad necesitas dinero? Los errores de emprender (y algunos consejos)

Diez normas básicas que las pymes deben saber de SEO y redes sociales