Pasar al contenido principal

Se encuentra usted aquí

Noticias

Las 6 características que debe tener un medio de pago para conquistar el mercado

01/07/2015 09:33
Read in

Uno de los debates en el ámbito financiero es la inclusión de nuevos medios de pago que están cambiando el sistema tal y como se conocía. Monedas virtuales, pagos a través de dispositivos móviles, pagos online… Han entrado nuevos agentes y éstas son las seis características que deben tener los nuevos medios de pago para triunfar.

0
Votar
0 Comentarios

Las 6 características que debe tener el medio de pago para conquistar el mercado - BBVA Innovation Center

El 85% de las transacciones en todo el mundo aún se hacen con dinero en efecto. Las tarjetas suponen un 9,1% de los pagos, las domiciliaciones un 4,6% y los cheques un 1,2%, según estimaciones del estudio de PwC Los medios de pago, un paisaje en movimiento. En este panorama están entrando en juego otros medios de pagos que pueden revolucionar esta imagen.

En los últimos años se está registrando un fuerte crecimiento de los pagos electrónicos, es decir los pagos que se realizan a través de internet, así como de los pagos a través de dispositivos móviles (ya sea con un smartphone o con otro dispositivo móvil), aunque ambos modos están muy relacionados. Esto ha provocado una estrategia hacia la omnicanalidad adaptado por la mayor parte de los grandes bancos.

Según este informe, los medios de pagos electrónicos y móviles están empezando a sustituir al dinero en efectivo, pero no a las tarjetas. “Los nuevos medios de pago sustituirán poco a poco a los convencionales y llegará un momento en que casi todas las operaciones se realizarán online, sobre todo a través de los dispositivos móviles”.

Aunque pocos se aventuran a vaticinar cómo será este proceso de transición entre los medios de pagos, sí hay consenso en las características que debe reunir un nuevo medio de pago para conquistar el mercado:

1. Universal

Debe ser ampliamente aceptado en multitud de países y comercios y, además, permitir el pago tanto en establecimientos físicos como en los online.

2. Regulado

Para garantizar esta universalidad es necesario que cumpla con la regulación y los estándares internacionales más comunes.

3. Seguro

Hay que securizar la transacción, así como el medio y los dispositivos que pueden intervenir en el proceso de pago.

4. Práctico y sencillo

Debe ser un medio de pago fácil de entender y de ejecutar, por lo que hay que eliminar trámites que no sean estrictamente necesarios. 

5. Barato

Una comisión elevada o una infraestructura operativa (terminales, sistemas informáticos, etc.) compleja pueden convertirse en barreras para la implantación de cualquier medio de pago.

6. Experiencia de usuario rica

Las nuevas tecnologías ofrecen la posibilidad de mejorar esta experiencia de pago: compras en tiempo real, posibilidades de financiación de las compras, envío de notificaciones u ofertas…

Fuente: Informe de PwC: Los medios de pago, un paisaje en movimiento